Carta a un amor perdido

Esta tarde corté con Gloria. Sí, la misma a la que había cambiado por vos.

Qué difícil se vuelve encontrar a la persona correcta cuando ya la encontraste. Qué difícil es escribirte cartas que nunca vas a leer, qué triste es saber que nunca te las voy a entregar. Qué triste es no tener el valor suficiente para decirte lo que siento.

Creo que ya sé por qué no te lo puedo decir, por qué me cuesta tanto ser sincero contigo. Y es porque estoy seguro de que la única respuesta que voy a encontrar va a ser un silencio incómodo, seguido de un par de palabras compasivas antes de verte salir.

Y es que es menos doloroso aferrarse a una ilusión que caer al precipicio de la realidad. Es más sencillo soñar con un quizá, que despertar con un no.

Foto por: wishwaant

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: